Piscinas Lara cumple 54 años como especialista en rehabilitación de piscinas

Una piscina bien planificada y construida puede ser amortizada a lo largo de 10 o 15 años de vida útil sin ningún tipo de problema por norma general. No obstante, una vez transcurrido ese plazo es habitual que algún componente de la misma comience a fallar. Así  lo explica Ana Lara, responsable del Departamento de Rehabilitación de piscinas de la compañía.

"Desde elementos como el revestimiento hasta otros como filtro, la bomba o las tuberías, transcurrido un período de tiempo de 10 años es normal que alguna de las partes de la piscina empiece a dar problemas. Este plazo, además, puede reducirse drásticamente si la planificación del proyecto de construcción de la piscina no fue coherente o su ejecución no fue profesional", explica Ana Lara.

En cualquiera de los casos anteriores, ya sea uno o varios elementos de la piscina los que fallen, es imprescindible contactar con una empresa especializada en la rehabilitación de piscinas a fin de solventar lo antes posible los problemas que hubieran podido surgir.

"Ocurre a menudo que una piscina comienza a presentar síntomas de una posible fuga, de algas o de un sistema de circulación del agua mal diseñado u obsoleto. Y en casi todas estas situaciones, cuanto más se demore la rehabilitación de la piscina en el tiempo más costoso y difícil será solventar estos problemas", mantiene Lara.

Un proyecto de rehabilitación de una piscina parte de la visita de un técnico especializado a la piscina a fin de identificar dónde reside el problema. Una vez hecho esto, el Departamento de Rehabilitación de Piscinas Lara plantea una serie de posibles soluciones, de entre las que el propietario de la piscina puede elegir la que más se adecúe a sus necesidades y su presupuesto.

"Ofrecemos soluciones más y menos costosas, teniendo en cuenta que todas ellas servirán para solucionar el problema. La diferencia entre unas y otras reside en el tiempo de amortización que cada una de ellas ofrece, ya que es inevitable que pasados otros 10 o 15 años la piscina deba volver a someterse a una nueva rehabilitación. Bien por la reaparición de problemas que ya experimentó en el pasado, bien por la aparición de otros nuevos", afirma Lara.

Con cientos de casos de éxito de rehabilitaciones de piscinas a sus espaldas a lo largo de toda España, Piscinas Lara celebra este año su 54 aniversario como especialista en rehabilitaciones. Y después de casi cinco décadas y media como líder nacional en el sector de la piscina, la empresa madrileña continúa ofreciendo un servicio integral marcado por la profesionalidad, la confianza y el compromiso.

"Estamos muy orgullosos de habernos convertido en uno de los principales exponentes de todo el país en lo que respecta a la construcción, la rehabilitación y la venta de accesorios y productos para piscinas, y nuestro objetivo hoy es continuar ofreciendo el ciento veinte por cien cada día que acudimos a trabajar por y para nuestros clientes", concluye Ana Lara.


Fuente original: Comunicae.es.

comunicae